Nikon Imaging | España | Europa

Los mejores consejos para captar preciosas puestas de sol

Las puestas de sol son uno de los sujetos fotográficos más populares. Y lo mejor que tienen es que son muy gratificantes. Incluso después de que el sol se haya ocultado por detrás del horizonte, el resplandor crepuscular que ilumina el cielo durante unos 20 minutos más tarde puede ofrecer unos resultados realmente bonitos. Intente llevar a cabo nuestros consejos para aprovechar al máximo estos momentos mágicos.

© Neil Freeman | Nikon School

• Una buena manera de saber si la puesta de sol será espectacular es fijarse en las nubes. Las nubes altas, irregulares y con mucho espacio entre ellas son perfectas, porque cada una recibirá un poco de luz y color y se formará una escena visualmente agradable. Las masas de nubes no son una buena señal. Otra indicación de que la puesta de sol será interesante suele ser un día lluvioso. Si el cielo empieza a despejarse a la hora de la puesta del sol, es probable que pueda hacer fotos excelentes.

• En todas las tomas de puestas de sol hay que actuar con rapidez. Quizás disponga de 20 minutos para conseguir buenos resultados y una foto puede cambiar totalmente en cuestión de minutos por la manera en que varía la intensidad de la luz y cómo se refleja sobre los distintos objetos. Es esencial realizar la configuración de antemano para no perder tiempo con las patas del trípode y no perderse los mejores momentos.

• Para producir unas imágenes de puesta de sol efectistas e interesantes, normalmente se necesitan otras cosas aparte de la puesta del sol: por ejemplo, sujetos en primer plano en el encuadre, como formas, sombras, detalles o texturas; asimismo, las nubes y los pájaros en el cielo pueden contribuir a añadir profundidad, interés y vida a la escena.

• Por lo general, se usa una exposición de más de un segundo (si el sol ya ha descendido por detrás del horizonte), por lo que debe evitar las sacudidas de la cámara al máximo; para ello, utilice un trípode más un cable disparador o el disparador automático de la cámara. Observará que, a medida que la luz se vaya desvaneciendo, necesitará velocidades de obturación cada vez mayores. Revise constantemente las fotos en la pantalla y a través del histograma (ver más abajo) y aumente el tiempo de exposición para el siguiente disparo si hace falta. Sin embargo, si desea obtener detalles con la silueta definida en primer plano, deberá aumente la velocidad de obturación; pero tenga en cuenta que, si las siluetas son demasiado detalladas, la oscuridad puede dominar la imagen.

• Mientras el sol siga brillando en el firmamento, establezca la prioridad al diafragma (modo A de la cámara) o la sensibilidad ISO automática si dispara a pulso y, entonces, la cámara debería producir una exposición equilibrada a medida que la luz se desvanece del cielo. A la puesta de sol, cuando la luz cambia tan rápido, si utiliza el modo manual (M) deberá ajustar continuamente los ajustes de la cámara para mantener una buena exposición, por lo que dispondrá de menos tiempo para evaluar la luz y la composición de su imagen. Si necesita una velocidad de obturación más lenta, puede utilizar un filtro de Densidad neutra o seleccionar un diafragma más pequeño; por ejemplo, f/11 o f/16. Una sensibilidad ISO baja de 64 o 100 también permitirá obtener una mayor calidad de imagen y velocidades de obturación más lentas.

Durante el crepúsculo o la hora azul y una vez que haya desaparecido el sol, si todavía sigue disparando en el modo Prioridad al diafragma, tiene la posibilidad de utilizar la función Compensación de exposición de su cámara para ajustar con precisión dicha exposición y asegurarse de que es correcta. De forma alternativa, si desea conseguir un control absoluto sobre la exposición, puede cambiar al modo manual (M) y obtener un mayor control sobre la velocidad de obturación y la configuración del diafragma.

Para garantizar la captura de imágenes definidas con gran precisión en situaciones de poca luz, podrá elegir entre el Autofoco o el Enfoque manual. Si selecciona el Autofoco y utiliza el punto de enfoque central en una situación de poca luz, podrá enfocar con mayor rapidez. Si todavía está buscando el enfoque que desea y esto le supone un reto, cambie al enfoque manual en el objetivo y el cuerpo de la cámara, active el modo Live view y, a continuación, utilice la pantalla táctil o el botón más para ampliar la imagen en la pantalla LCD; por último, gire el anillo de enfoque manual del objetivo hasta que el sujeto quede definido con precisión. Una tercera opción sería utilizar el pre-enfoque del objetivo sobre el sujeto mientras todavía haya luz y bloquear el enfoque.

• Si quiere que en una escena de crepúsculo se vean luces, por ejemplo de edificios iluminados o de farolas encendidas, preste atención a la medición. Una luz baja puede engañar al exposímetro, el cual podría ajustar un tiempo de exposición mayor para iluminar la gran proporción de zonas oscuras de la escena, pero esto haría que las partes iluminadas quedasen sobreexpuestas y quemadas. Para que eso no ocurra, utilice la compensación de exposición. Es probable que necesite un par de pasos de subexposición si la mayor parte de la escena está oscura. Además, un poco de subexposición en las escenas de puesta de sol intensificará ligeramente los colores.

• Asegúrese de que los ajustes sean los correctos, comprobando la imagen tanto en la pantalla LCD como en el histograma. El histograma es una representación gráfica de la gama de tonos de una foto, un análisis instantáneo de la imagen que acaba de tomar. En el caso de la toma de una puesta de sol, indicará inmediatamente si existe una sobreexposición o si hay zonas de altas luces quemadas. Observe si hay distorsión en las zonas de las altas luces: una gran concentración de puntas afiladas en el lado derecho del histograma. Si el sol está dentro de la imagen, es probable que algunas zonas de altas luces queden distorsionadas, pero en muchos casos esto no tendrá importancia, siempre que la mayor parte de la curva del histograma se sitúe más o menos en el centro del gráfico.

• Muchas de las sugerencias anteriores también resultan útiles cuando se filman puestas de sol. Si dispara directamente al sol del ocaso, no deje que los destellos del objetivo desvanezcan los detalles. Puede conseguirlo seleccionando un diafragma más pequeño para que entre menos luz y, de ese modo, oscurecer la escena. También puede utilizar un filtro de polarización para bloquear el exceso de luz o un filtro de difusión para dispersarla. Otra opción consiste en no fotografiar el sol y, en cambio, concentrarse en el paisaje iluminado por sus últimos rayos, algo que funciona también en las imágenes estáticas. Para disponer de más opciones al realizar la edición, trate de capturar todo lo que pueda de ambos tipos de escena mientras siga habiendo luz.

Seis consejos rápidos

1. Use siempre archivos RAW (NEF) para el disparo, así dispondrá de la máxima información posible en la imagen con el fin de utilizarla después en posproducción.

2. Elija el balance de blancos "luz de día" o "sombra" para capturar el cielo del crepúsculo en azul oscuro y las luces de tungsteno en un cálido naranja amarillento, pero si dispara en formato RAW, podrá corregir todos los problemas de balance de blancos en el PC más tarde.

3. Una regla empírica general: Si el sol se ve en el cielo. Prioridad al diafragma. Si el sol ya se ha puesto. Exposición manual.

4. La fotografía de puestas de sol con flash puede parecer demasiado obvia, pero puede obtener un aspecto más natural si pone un filtro de tungsteno o de calidez en el flash.

5. Utilice un filtro graduado de densidad neutra (ND) en la transición alineada con el horizonte para equilibrar el contraste entre el cielo de la puesta de sol más brillante y el primer plano más oscuro.

6. Puesto que no es una ave nocturna, trate de fotografiar las puestas de sol en otoño y en invierno, cuando los días se acortan y el atardecer puede darse tan temprano como las 15:30 en Europa, dependiendo de cuán al norte se encuentre (cuanto más al norte vaya, más pronto se pondrá el sol invernal).

Artículo especial e imágenes cedidos por Neil Freeman.